Spanish subtitles

← Por qué ganar no siempre es igual a tener éxito

Get Embed Code
28 Languages

Showing Revision 25 created 03/12/2020 by Jenny Lam-Chowdhury.

  1. Bien, tengo una pregunta
    para todos nosotros.
  2. ¿Están listos?
  3. ¿Ganar siempre es igual a tener éxito?
  4. (Murmullos)

  5. Oh.

  6. (Risas)

  7. Vaya. OK.

  8. Soy la entrenadora principal,
    recientemente retirada,

  9. del Equipo de la UCLA
    de Gimnasia Femenina,
  10. un puesto que ocupé durante 29 años.
  11. (Aplausos)

  12. Gracias.

  13. Y durante mi cargo,

  14. experimenté muchas victorias.
  15. Conduje a nuestro equipo
    a siete Campeonatos Nacionales;
  16. fui incluida en el Salón
    de la Fama del Deporte de la UCLA
  17. e incluso fui votada
    como la Entrenadora del Siglo
  18. por la Conferencia Pac-12.
  19. (Aplausos)

  20. Ganar es muy, muy,

  21. muy, muy, muy divertido.
  22. (Risas)

  23. Pero estoy aquí para compartir mi visión:

  24. ganar no siempre es igual a tener éxito.
  25. En EE.UU. y en todo el mundo,
  26. existe una crisis
  27. en las culturas de "ganar a toda costa"
  28. que hemos creado.
  29. En nuestras escuelas,
  30. en nuestros negocios, en la política,
  31. ganar a toda costa se ha vuelto aceptable.
  32. Como sociedad,
  33. honramos a la gente
    que está en la cima de la pirámide.
  34. Aplaudimos efusivamente a aquellos
    que ganan torneos, elecciones y premios,
  35. pero tristemente, muy a menudo,
  36. esas mismas personas
    dejan sus instituciones
  37. como seres humanos dañados.
  38. Lamentablemente, a pesar de tener
    las mejores calificaciones,
  39. los niños salen dañados de la escuela.
  40. Con premios y medallas,
  41. los atletas a menudo se retiran
    dañados de sus equipos,
  42. no solo físicamente,
    sino emocional y mentalmente.
  43. Y con enormes ganancias, los empleados
    a menudo dejan sus compañías dañados.
  44. Nos hemos enfocado tanto
    en el resultado final,
  45. y cuando el resultado final
    es una victoria,
  46. el componente humano de cómo llegamos allí
  47. a menudo es barrido
    bajo la conocida alfombra,
  48. al igual que hacemos con el daño.
  49. Así que voy a pedir un tiempo muerto,

  50. una pausa.
  51. Necesitamos redefinir el éxito.
  52. El éxito real es desarrollar campeones
    en la vida, para nuestro mundo,
  53. ya sea que ganen o pierdan.
  54. (Aplausos)

  55. El verdadero éxito es
    desarrollar campeones para la vida,

  56. no para su equipo,
  57. no para su negocio
  58. y, siento decirlo, ni siquiera para poder
    alardear en las tarjetas de Navidad.
  59. Lo siento.
  60. Entonces, ¿cómo lo hacemos?

  61. En primer lugar, es posible que puedan
    imponer su camino hacia la victoria,
  62. pero no pueden imponer
    su camino hacia el éxito.
  63. Déjenme llevarlos a 1990,
    cuando fui nombrada entrenadora

  64. del equipo de gimnasia
    femenina de la UCLA.
  65. Y me gustaría compartir con Uds.
    que nunca he hecho gimnasia.
  66. Crecí en el mundo del ballet.
  67. Nunca he hecho una voltereta,
  68. y no podría enseñarles
    a hacer una voltereta adecuada.
  69. (Risas)

  70. Tristemente es cierto.

  71. Y no sabía nada sobre cómo
    desarrollar una cultura de equipo.
  72. Lo mejor que pude hacer fue imitar
    a otros entrenadores que habían ganado.
  73. Y así me convertí en una persona ruda,
  74. dura, implacable,
  75. indiferente,
  76. obstinada, antipática
  77. y, a menudo, francamente mala.
  78. Actuaba como la entrenadora principal
  79. cuyo único pensamiento
    era encontrar el modo de ganar.
  80. Mis primeras temporadas como entrenadora

  81. fueron pésimas,
  82. y después de aguantar mi estilo impulsivo
    de entrenamiento por algunos años,
  83. nuestro equipo me pidió una reunión.
  84. Adoro las reuniones de equipo,
  85. así que dije: "Hagamos
    una reunión de equipo".
  86. Y durante dos horas seguidas,
  87. me mostraron cómo mi arrogancia
    era hiriente y degradante.
  88. ¡Nada agradable!
  89. Me explicaron
  90. que querían ser apoyados,
  91. no menospreciados.
  92. Querían ser entrenados, no derribados.
  93. Querían ser motivados,
  94. no presionados o intimidados.
  95. Ese fue mi tiempo muerto,
  96. y elegí cambiar.
  97. El ser un dictador dogmático

  98. quizá cree soldaditos obedientes y buenos,
  99. pero no desarrolla campeones para la vida.
  100. Es mucho más fácil,
    en cualquier ámbito de la vida,
  101. dictar y dar órdenes
  102. que averiguar cómo motivar a alguien
  103. a querer ser mejor.
  104. Y la razón es que -todos sabemos esto-
  105. la motivación tarda mucho tiempo
  106. en arraigarse,
  107. pero cuando lo hace,
  108. construye el carácter
  109. y cambia la vida.
  110. Me di cuenta de que necesitaba fortalecer
    a nuestros estudiantes atletas

  111. como seres humanos completos,
  112. no solo como atletas ganadores.
  113. Así que, el éxito para mí pasó
  114. de concentrarme solo en ganar
  115. a desarrollar mi filosofía
    de entrenamiento,
  116. que busca desarrollar campeones
    para la vida a través del deporte.
  117. Y sabía que, si lo hacía
    suficientemente bien,
  118. esa mentalidad de campeón se trasladaría
    a la pista de competencia.
  119. Y así fue.
  120. El ingrediente clave
    fue desarrollar la confianza
  121. a través de la paciencia,
  122. la honestidad respetuosa
  123. y la responsabilidad...
  124. todos los ingredientes
    que van en el amor duro.
  125. Hablando de amor duro,

  126. Katelyn Ohashi
    es un ejemplo perfecto de esto.
  127. Puede que todos
    hayan visto su rutina en piso.
  128. Ha tenido más de 150 millones de visitas.
  129. Y el consenso es que
    su actuación es pura alegría.
  130. Sin embargo, cuando llegó a la UCLA,
    estaba rota en cuerpo, mente y espíritu.
  131. Había crecido en un mundo atlético,
    estereotipado y de muy alto nivel,
  132. y estaba dañada.
  133. Entonces, cuando Katelyn llegó
    a UCLA, en su primer año,
  134. se encontró bastante bien
    con su rebelde interior,
  135. hasta el punto de que
    ya no podía hacer gimnasia
  136. al nivel en el que fue reclutada.
  137. Y nunca olvidaré
  138. una reunión de equipo que tuvimos
    a mitad de su temporada de novata.
  139. Estábamos allí con el equipo,
    el cuerpo técnico, el personal de apoyo,
  140. el psicólogo deportivo,
  141. y Katelyn dijo, muy claramente
    y sin disculparse:
  142. "Ya no quiero volver a ser grandiosa".
  143. Me sentí como si me dieran un puñetazo.

  144. Lo primero que pensé fue:
  145. "¿Entonces por qué diablos
    voy a honrar tu beca?"
  146. Fue un pensamiento muy sarcástico,
    y afortunadamente no lo dije en voz alta,
  147. porque luego tuve claridad.
  148. Katelyn no odiaba la gimnasia.
  149. Katelyn odiaba todo lo relacionado
    con ser la mejor.
  150. Katelyn no quería ser una ganadora,
  151. porque ganar a toda costa
    le había costado su alegría.
  152. Mi trabajo era averiguar cómo motivarla
  153. a querer ser grandiosa de nuevo,
  154. ayudándola a redefinir el éxito.
  155. Mi entusiasmo por ese desafío
    se convirtió en determinación

  156. cuando un día Katelyn me miró
    a los ojos y me dijo:
  157. "Sra. Val, solo quiero que sepa
  158. que todo lo que me dice que haga,
    yo hago exactamente lo opuesto".
  159. (Risas)

  160. Sí, fue como: Sí, Katelyn,
    desafío aceptado. Venga.

  161. (Risas)

  162. Y fue una prueba más de que
    imponerme no iba a funcionar.

  163. Así que me embarqué
    en el proceso dolorosamente lento
  164. de generar confianza
  165. y demostrarle que, ante todo,
  166. me preocupaba por ella
    como un ser humano completo.
  167. Mi estrategia fue hablar con Katelyn
    sobre la gimnasia solo en el gimnasio.
  168. Fuera del gimnasio,
    hablábamos de todo lo demás:
  169. escuela, chicos, familia,
    amigos, pasatiempos.
  170. La animé a encontrar cosas afuera
    del deporte que la hicieran feliz,
  171. y fue tan genial
  172. ver cómo el proceso de Katelyn Ohashi,
    realmente, florecía ante nuestros ojos.
  173. Y a través de ese proceso,
  174. ella redescubrió su amor propio
  175. y su autoestima.
  176. Y lentamente,
    pudo volver a disfrutar
  177. de la gimnasia.
  178. Luego ganó el título de la NCAA en piso
  179. y ayudó a nuestro equipo a ganar
    su séptimo campeonato de la NCAA en 2018.
  180. Entonces...

  181. Gracias.

  182. (Aplausos)

  183. Así que, pensemos
    en las Katelyn Ohashis que conocen.

  184. Pensemos en esas personas
    bajo su cuidado y su guía.
  185. ¿Qué les dicen a sus hijos
    en el viaje de vuelta a casa?
  186. Ese viaje a casa
  187. tiene mucho más impacto del que creen.
  188. ¿Se enfocan en el resultado final,
  189. o se emocionan en usar ese tiempo
  190. para ayudar a sus hijos
    a convertirse en campeones?
  191. Es muy simple:
  192. sabrán que se están enfocando
    en el resultado final
  193. si hacen preguntas
    sobre el resultado final:
  194. "¿Ganaste?"
  195. "¿Cuántos puntos anotaste?"
  196. "¿Recibiste una A?"
  197. Si realmente está motivados a ayudar
    a sus hijos a convertirse en campeones,
  198. les harán preguntas sobre la experiencia
  199. y el proceso,
  200. como por ejemplo: "¿Qué aprendiste hoy?".
  201. "¿Ayudaste a un compañero?"
  202. Y mi pregunta favorita:
  203. "¿Descubriste cómo divertirte
    trabajando muy, muy duro?"
  204. Y luego la clave es quedarse en silencio

  205. y escuchar su respuesta.
  206. Creo que uno de los mejores regalos
    que podemos darle a otra persona
  207. es silenciar nuestras mentes
  208. de la necesidad de tener la razón
  209. o la necesidad de formular
    la respuesta adecuada
  210. y realmente escuchar
  211. cuando alguien más está hablando.
  212. Y al silenciar nuestras mentes,
  213. en realidad escuchamos
    nuestros miedos y equivocaciones,
  214. lo que puede ayudarnos
    a formular nuestra respuesta
  215. con más claridad y empatía.
  216. Kyla Ross, otra de nuestras gimnastas,

  217. es una de las más grandes gimnastas
    en la historia del deporte.
  218. Es la única atleta
    que se ha ganado la trifecta:
  219. es campeona nacional,
  220. campeona mundial
  221. y campeona olímpica.
  222. Y no le gusta la charla trivial,
  223. así que un día me sorprendió
    cuando llegó a mi oficina,
  224. se sentó en el sofá
  225. y empezó a hablar;
  226. primero sobre su especialidad,
  227. después sobre el postgrado
  228. y luego sobre cualquier cosa
    que se le cruzara por la mente.
  229. Mi voz interior me susurró
  230. que ella tenía algo en mente,
  231. y que si me quedaba en silencio
  232. y le daba el tiempo suficiente,
  233. lo iba a decir.
  234. Y así fue.
  235. Era la primera vez
    que Kyla compartía con alguien
  236. que había sido abusada sexualmente
    por Larry Nassar,
  237. el ex médico del equipo
    de gimnasia de EE.UU.,
  238. que luego fue condenado
    por ser un pederasta serial.
  239. Kyla dio un paso al frente
  240. y se unió al ejército
  241. de sobrevivientes de Nassar
  242. que compartieron sus historias
  243. y utilizaron sus voces
  244. para invocar un cambio positivo
    para nuestro mundo.
  245. Sentí que, en ese momento,
    era extremadamente importante

  246. proporcionar un espacio seguro
    para Kyla y nuestro equipo.
  247. Así que decidí hablar sobre esto
    en algunas reuniones de equipo.
  248. Más tarde, ese mismo año,
    ganamos el campeonato nacional,
  249. y después de eso,
    Kyla se acercó a mí y me dijo
  250. que sentía que una de las razones
    por las que habíamos ganado
  251. era porque nos habíamos dirigido
    al elefante en la habitación,
  252. la tragedia, que además
    de sacudir al mundo,
  253. había liberado las verdades
    y los recuerdos en ella misma
  254. y en tantos de sus amigos
  255. y compañeros.
  256. Como dijo Kyla:
  257. "Sra. Val, realmente me sentí orgullosa
    a medida que avanzaba la temporada,
  258. y cuando entré a la pista
    del campeonato me sentí invencible".
  259. Simplemente...
  260. (Aplausos)

  261. Simplemente porque había sido escuchada.

  262. Como padres, como entrenadores,

  263. como líderes,
  264. ya no podemos liderar desde un lugar
  265. donde ganar sea la única manera
    de medir el éxito,
  266. donde nuestro ego sea el protagonista,
  267. porque se ha demostrado
  268. que ese proceso
    produce seres humanos rotos.

  269. Y sé enfáticamente
  270. que es absolutamente posible
  271. producir y entrenar campeones para la vida
  272. en todos los ámbitos de la vida
  273. sin comprometer el espíritu humano.
  274. (Aplausos)

  275. Comiencen definiendo el éxito

  276. para Uds. mismos
    y para aquellos bajo su cuidado,
  277. y luego, consistentemente,
  278. evalúen si sus acciones
    están alineadas con sus objetivos.
  279. Todos somos entrenadores de alguna manera.

  280. Todos tenemos la responsabilidad colectiva
  281. de desarrollar campeones
    para la vida en nuestro mundo.
  282. Así es como se ve el verdadero éxito,
  283. y en el mundo del atletismo,
  284. eso es lo que llamamos una situación
    en la que todos ganamos.
  285. Gracias.

  286. (Aplausos)